El éxtasis durante el embarazo puede dañar la salud del feto


Tomar el alucinógeno conocido como éxtasis durante el embarazo puede dañar la salud del feto y conducir a un control motor más pobre en los niños, según sugiere un nuevo estudio.
Investigadores cuestionaron a 96 mujeres británicas acerca de su historial de abuso de sustancias antes y durante el embarazo.

Las mujeres se encontraban participando en un estudio de la Universidad de East London, que analizó el uso de drogas entre las mujeres embarazadas. La mayoría de las mujeres reportaron haber tomado una serie de drogas ilegales, tanto antes como durante el embarazo.

El crecimiento infantil, control motor y el desarrollo del cerebro fueron evaluados al nacer y cuando los bebés tenían 4 meses de edad.
Los bebés nacidos de madres que usaron éxtasis durante el embarazo tenían un peor control motor y coordinación mano-ojo más pobre a los 4 meses que los bebés cuyas madres no habían utilizado la droga. Otros problemas en el grupo de éxtasis expuestos incluyen un deterioro de la capacidad de balancear la cabeza, sentarse sin apoyo, o girar de espaldas hacia los lados.




Los potenciales efectos nocivos de la exposición el éxtasis en el desarrollo prenatal e infantil han sido durante mucho tiempo una preocupación. Los efectos negativos de la droga son particularmente peligrosos para las mujeres embarazadas que pueden usar la droga sin ser conscientes de su condición.

El estudio también encontró que el éxtasis se asocia con más nacimientos de varones, lo que sugiere que la droga puede afectar la señalización química que determina el sexo de un bebé.

Fuente: Farmacia Blog
La Familia en LA REVISTA
Publicar un comentario

Entradas populares